pasión por la vida

Actualidad, Estilo de vida, Psicología

Pasión por la vida

24 febrero 2021. 10:13 am

Publicado por


O cómo vivir en el presente sin miedo

Ya que esté mes de febrero está dedicado a la pasión en Flippity Flop, pensé que no hay mayor pasión que la de vivir, vivir cada minuto, cada segundo, cómo si no hubiese un mañana. Y es que no sabemos qué nos va a ocurrir ni en los próximos 5 minutos de nuestra vida.

Hace ya 17 años que sufrí una fuerte depresión que me quitó las ganas de vivir. Son momentos en que lo ves todo negro, no encuentras aliciente por la vida, todos tus pensamientos son negativos, te sientes triste, agotada física y mentalmente. Pero no he venido aquí para hablaros de la depresión, ya lo haré más en profundidad en otro artículo, y cómo logré superarla.

El caso es que una vez superada la depresión, estás más presente en el día a día, en cada cosa que haces, te guste más o menos.

Antes de la depresión, me pasaba la vida pensando “A ver si termino esto y entonces consigo aquello”. ¡Qué equivocada estaba! Siempre pensando en el futuro mientras el presente se me escurría de las manos y no era consciente ni de que vivía.

Afortunadamente, todo el trabajo personal que implicó ir superando la depresión y conseguir, además, descubrir lo que realmente quería en mi vida, me fue conduciendo a ir disfrutando cada vez más de cada momento, sin ponerme grandes objetivos a largo plazo, que no digo que no haya que proyectar hacia el futuro, pero sin perder el presente.

Hasta de esos momentos, vivencias que no nos gustan, que no nos hacen sentir bien, si estás presente, descubrirás que algo te quieren enseñar de la vida

pasión por la vida
Foto: Aleksandar Nakic

Pensarás, pero hay momentos que prefieres no vivirlos y que pasen rápido ¿verdad? Pues sí, pero hasta de esos momentos, vivencias que no nos gustan, no nos hacen sentir bien, si estás presente, descubrirás que algo te quieren enseñar de la vida.

Una de las cosas que aprendí en este tiempo, es que la muerte forma parte de la vida, por mucho que intentemos huir de ella, es algo que a todos y ¡absolutamente a todos nos va a llegar! 

Por supuesto, no hay edad para ello, por mucho que nuestro ego se empeñe en decir, “era muy joven”, “tenía toda la vida por delante”, “que injusta es la vida”, porque nosotros no tenemos decisión sobre cuando ha terminado nuestra historia. Cada uno se va en el preciso momento en el que se tenía que ir, ya sea de una larga enfermedad o de algo repentino, mayor o joven... 

A mí me ayudó mucho a entender el proceso de la muerte

el libro de “Viajeros en tránsito” de la Dra. Isabel Heraso, que ya tuvimos oportunidad de leer las maravillosas entrevistas que le realizo mi compañera Lara sobre este tema. Próximamente la tendremos nuevamente entre nosotros en una entrevista con varios colaboradores

Con este libro, comprendí que ese momento al que tanto miedo le suele tener la gente, es el único, junto con el nacimiento, que vivimos todos los seres vivos de este planeta y que más vale que sigamos disfrutando de la vida mientras estemos en ella, sin el miedo a que llegue este momento.

En los momentos que estamos viviendo veo mucha gente que está sobreviviendo, esperando a que todo esto pase y vuelva la normalidad y viviendo en un continuo estado de miedo por si enferman ellos o algún familiar y mueren. No son conscientes de que se están perdiendo la vida, porque no se atreven a hacer muchas de las cosas que hacían antes por ese miedo a morir.

En los momentos que estamos viviendo veo mucha gente que está sobreviviendo, esperando a que todo esto pase y vuelva la normalidad...sin ser conscientes de que se están perdiendo la vida, porque no se atreven a hacer muchas de las cosas que hacían antes por ese miedo a morir

pasión por la vida
Foto: Geber86

Además, muchas de estas personas tienen el miedo de si por su “culpa” enferma y fallece un ser querido. Cómo leía en un escrito de una compañera terapeuta, ¿tan poderoso se cree nuestro ego de decidir cuándo va a enfermar una persona o morir por nuestra causa? Si apenas tenemos poder sobre nuestra propia vida ¿cómo vamos a tener poder sobre la de los demás?

Recientemente he vivido la pérdida de dos personas de manera inesperada. Una ha sido mi prima. Un sábado estaba bien despidiéndose de la familia para regresar a la ciudad donde vivía y 3 días después se fue, de pronto, sin avisar, dejando a toda la familia sumida en una profunda tristeza. 

A los pocos días tenía una sesión con una mujer que, después de años de tratamiento sin conseguir salir de la depresión, se animó a seguir el tratamiento que he creado para aquellas mujeres que deseen superar la depresión de forma natural. Los días previos mantuvimos estrecha comunicación y se sentía muy entusiasmada, sentía que podía recuperar la alegría de vivir nuevamente. Esta mujer perdió la vida en un accidente de tráfico cuando se dirigía a la primera sesión.

Pues sí, la vida es así, nunca sabes cuando has cumplido tu misión en esta vida y muchas veces te llega la muerte sin avisar, y da lo mismo los planes que tuvieses. Por eso, hay que disfrutar plenamente de cada instante.

Nunca sabes cuando has cumplido tu misión en esta vida y muchas veces te llega la muerte sin avisar, y da lo mismo los planes que tuvieses

Céntrate en las pequeñas cosas que nos da la vida, esa mirada que cruzas con un ser querido, ese abrazo consistente que nutre cuerpo y alma, ese pájaro que pasa junto a ti volando, esa puesta de sol espectacular, disfrutar de un buen libro o de una buena película, esa llamada de alguien especial, tu comida favorita… podría dedicar páginas a escribir esas pequeñas cosas que construyen nuestra vida y que ahora las vivo con pasión y disfrute.

Sé que es difícil afrontar los miedos, sobre todo a la muerte que nos la han pintado muy mal en nuestra sociedad, pero se puede conseguir. Entonces descubrirás la verdadera libertad de vivir tu vida con alegría y determinación.

Cómo me gusta decir ¡¡sólo por hoy, sé feliz!!


Si te ha gustado este artículo sobre la pasión por la vida, te recomendamos:

Compartir en