Soltar las redes

Actualidad, Crecimiento personal, Mente, Psicología, Salud, tecnología

Soltar las redes

26 octubre 2020. 8:00 am

Publicado por


Hace una década el planeta giraba sin necesidad de “likes”. ¿Será el momento de volver a vivir sin público? Hablamos de ello con la psicóloga Olga González Domínguez, autora de “Detox Digital”

La semana pasada, por fin, dejé de procastinar “El dilema de las redes” como si la cosa no fuera conmigo, y me vi de cabo a rabo el famoso docudrama de Netflix sin el que podría haber seguido viviendo mucho más tranquila. 

La toma de conciencia de una realidad que hace tiempo rebasó las teorías conspiranóicas y se admitió desde el bando oficial, ha dado para muchas conversaciones, idas y venidas, y viene como anillo al dedo para el tema que estamos tratando este mes: soltar. 

¿Pero cómo? ¿Es posible a estas alturas dejar todo como si siguiéramos en los 90 y seguir viviendo sin enterarnos de lo que come nuestro “ex” o dónde ha veraneado esa compañera de trabajo con la que hablaste cinco minutos en la  cena de Navidad? ¿Podemos dejar de compartir “memes” con los ojos aun legañosos? La respuesta ya lleva unos años en el aire, y aunque algunos hagamos oídos sordos, Jaron Lanier, uno de los pioneros de internet, reconvertido en gurú del minimalismo digital, ha insistido desde sus libros y charlas TED en que “se nos ha ido de las manos”. 

Bien, ¿y ahora qué? ¿ Seguimos viviendo como en "El Show de Truman" o nos tomamos de una vez la “pastilla roja”?

Ante todo, calma. Parece que las adicciones (sí, las cosas por su nombre) no se quitan de la noche a la mañana, y los pasos son similares a los de cualquier  hábito inconsciente que haya tomado el control de nuestras vidas, empezando por la toma de conciencia y siguiendo una serie de pasos y metas graduales hasta lograr nuestro objetivo.

Pero, …un momento ¿ no estaremos exagerando? Según Olga González Domínguez, psicóloga y autora del libro “Detox Digital”, que incluye un plan de 21 días, parece que ni muchísimo menos. Lo de “dejar ir” parece que aquí viene “al pelo”…

Ella misma nos cuenta su experiencia y nos hace un hueco en su apretada agenda para encajar una entrevista por Skype. Lo logramos, a pesar de las 7 horas de diferencia que separan México DF de Madrid.

Soltar las redes 1

- Olga, muchísimas gracias por atenderme y enhorabuena por tu libro y el método que has desarrollado. No puedo evitar seguir sorprendiéndome de que la adicción digital llegue a ser tan grave como para necesitar un plan minucioso de desintoxicación…yo soy de las que se quedaron asustadas con el documental de Netflix, pero lo que me gusta de tu libro es que, más allá de alertarnos y ayudarnos a identificar el problema, va a la práctica y propone un plan de acción.

Sí, es un tema que va a dominar la conversación en los próximos años. Sobre todo después de la pandemia, vamos a salir con mucha dependencia de los dispositivos y mucha dificultad de “dejar ir”, como dices tú, por eso pensé que era mejor hablar de la solución que del problema, porque del problema se va a hablar hasta por los codos… nos centramos mucho en hablar del método y darle a la gente algo que hacer y ser positivos

- Totalmente, porque tú este libro lo escribiste antes de la pandemia ¿no?

Soltar las redes

Sí, es hijo de la pandemia, porque salió en abril, que es cuando la pandemia empezó más fuerte… y ahora que estamos un poco más desahogados está despertando mucho interés, y con el documental de “El “dilema de las redes sociales” pues se refuerza todo esto…y esto es sólo el principio. El tema va a empezar a moverse muy fuerte y va a ser "el tema", así como alguna vez lo fue el alcoholismo, el tabaco…este va a ser el tema del que se hable en estos años: las dependencias sociales

este va a ser el tema del que se hable en estos años: las dependencias sociales

- Es que yo, por ejemplo, no era la consciente de que esto era una adicción , como para tener que tratarla con un plan de desintoxicación. O sea, que no es una cosa de “voy a usar menos el móvil”…es que cuando tienes una adicción, la voluntad no vale, ¿no?

Así es. Tratamos de usarlo menos, de dejarlo, y la mayoría de las personas, si no tenemos una adicción, tenemos un cierto nivel de abuso. 

la mayoría de las personas, si no tenemos una adicción, tenemos un cierto nivel de abuso

La idea es que nos vayamos haciendo conscientes de las cosas que estamos perdiendo, de las cosas que estamos dejando pasar, por estar constantemente en los dispositivos perdiendo el tiempo, evadiéndonos, y con esta sensación de que estamos perdiéndonos algo importante, por eso se me hace muy pertinente lo que dices de “dejar ir” , y la idea y propuesta del libro es que todas las personas que sientan que quieren tener más control del tiempo de uso, puedan aplicarlo. 

Soltar las redes
Foto: Becca Tapert

la idea y propuesta del libro es que todas las personas que sientan que quieren tener más control del tiempo de uso, puedan aplicarlo

En encuestas que nosotros hemos hecho, preguntando: ¿te gustaría controlar el tiempo que pasas frente al dispositivo?, o ¿sientes que pasas más tiempo en los dispositivos del que te gustaría?, la respuesta siempre es sí. En el fondo todos tenemos esa cosita, que sabemos que podemos estar menos tiempo…

- Sí, veo que incluso hay un test en el libro para medirlo…¿a alguien le ha salido negativo?

Jaja, a poquitas personas les ha salido negativo, sobre todo gente mayor. Pero la mayoría sale positivo. Y son preguntas muy sencillas. No es un test clínico: es para darnos una idea general de cómo andamos en esos pequeños detalles, que no nos damos cuenta…que si nos quedamos sin batería nos ponemos muy nerviosos…y decimos ¿dónde me van a localizar ? Se nos olvida que el mundo giraba antes que los dispositivos, y yo he vuelto un poco a eso cuando estaba más estricta: he vuelto a hacer eso de salir a cenar y dejar a los de casa el teléfono del restaurante …¿sabes, esa época?

- Jaja, sí me acuerdo de esa época …¿pero lo has hecho en serio?

Sí, y en el restaurante, avisar de que me pueden llamar... Lo he hecho de manera radical, para probarme a mi misma, a ver qué tal me muevo sin un dispositivo. A veces alguien me invita a comer o a cenar y dejo en mi casa su número y digo que voy a estar con tal persona….y te das cuenta de que, de verdad, las emergencias son mínimas, pero nuestra dependencia es muy alta. Realmente ¿cuándo has tenido una emergencia?, ¿dos veces al año? Y siempre te pueden localizar,… versus estar todo el día con la dependencia del teléfono por si hay una emergencia.

- Me gusta mucho cómo empatizas con los lectores contando tu propia experiencia, diciendo : esto no es una cosa que les pasa a los demás, es que esto me ha pasado a mi…¿nos quieres contar un poco de tu caso?

Claro. Todo nació de mi propio testimonio. Yo tengo puestos de liderazgo en psicología con equipos de gente de habla hispana, y me resultaba difícil decir que estaba atravesando un problema, porque se supone que tenemos conciencia y control, y yo caí en la adicción y estaba constantemente con el teléfono. De pronto tuve un crecimiento en Facebook por una publicación que hice, que causó mucha controversia, y al día siguiente tenia más de 20.000 personas compartiendo y pidiéndome ser mis amigos, y entonces improvisé una “fan page” y me enganché, contestando los mensajes de la controversia, y mucha gente empatizó con mi forma de ver la vida, y ahí me ponía a hablar…. y comencé a engancharme, y luego eran ya otros temas…y cuando me di cuenta ya estaba superenganchada, y comencé a tener todos los síntomas de la abstinencia, que es parte de una adicción, que quieres dejar ir eso, y no quieres que te importe; pero comenzaba a no poner atención en mis conversaciones por estar chequeando mis redes, mis conversaciones presenciales giraban en torno a lo que estaba pasando en las redes.

comenzaba a no poner atención en mis conversaciones por estar chequeando mis redes, mis conversaciones presenciales giraban en torno a lo que estaba pasando en las redes

Y luego llegó la opción de hacer chats en WhatsApp, y comenzaron los chats , y me empezaron a agregar a muchos chats, y así empecé dar mi opinión, a contestar…y el colegio de los niños, que sentía que no me podía desprender del chat del colegio porque iba a pasar algo de lo que no me iba a enterar, y era una constante el estar revisando el teléfono, hasta que, como cuento en el libro, me pasaron algunas situaciones muy dolorosas para mi emocionalmente. Toqué fondo y me di cuenta de que estaba enganchada al teléfono y que tenía todos lo síntomas de abstinencia, y empecé a buscar un tratamiento y a preguntar a mis colegas ( así discretamente) a buscar en las investigaciones….y ellos no sabían… y lo que encontré fue que me ofrecieron una desconexión definitiva, y era algo que yo no quería: yo no quería desconectarme definitivamente porque sabía que las redes llegaron para quedarse, para facilitarnos la vida, para conectarnos entre nosotros…para muchas cosas buenas que estaban sucediendo ahí, pero quería tener mayor control… así que como experta que soy en diseño de tratamientos y terapias de modificación de conducta, me hice un tratamiento y no fue fácil. 

Soltar las redes
Foto: Robin Worrall

Toqué fondo y me di cuenta de que estaba enganchada al teléfono y que tenía todos lo síntomas de abstinencia, y empecé a buscar un tratamiento

Fue ensayo y error, …y ,como cuento en el libro, llegué a tener hasta tres teléfonos distintos: uno para emergencias, uno personal, uno de trabajo…y estaba comprobando tres teléfonos móviles en lugar de uno…y dije, ¡no, esto no es por aquí !…y empecé poniéndome un hilo rojo para acordarme de que estaba en el tratamiento, y luego me cambiaba el anillo de mano y no me acordaba de para qué, y al final cree la pulsera Detox, que es una pulsera en la que hay colores en cada etapa para premiarme a mi misma, y así hasta que hice el tratamiento, y lo repetí , y lo volví a hacer otros 21 días, y otra vez más…y luego ya lo compartí con mis pacientes , que llegaban por algún problema de pareja, o que sus niños hacían rabietas, ….y casi siempre el móvil era parte del problema, porque uno no prestaba atención por estar con el móvil, o el adolescente que estaba enganchado a los videojuegos, o niñas que estaban siendo vulneradas por “ciberacoso” y los padres no se daban cuenta porque les daban el dispositivo sin verificarlo…y yo daba como coadyuvante mi tratamiento, pero de una manera muy sencilla, …así con una hoja de dos páginas de Word que imprimí. Y me empezaron a llegar correos de todas las partes del mundo diciendo “Me pasaron tu método y creo que le falta esto… o cuéntanos más”… y acabábamos de tener mucho éxito con el libro que sacamos de obesidad

- Sí, porque tú eres experta ya en otras adicciones, como a la comida…y ¿Qué diferencia hay entre esta adicción y las demás que tratas ? ¿Puedes usar un método parecido?

Somos adictos a ciertos comportamientos, porque disparan dopamina y otras sustancias en nuestro cerebro, que provocan mucho placer

Sí, soy experta en adicciones conductuales, es decir sin sustancias

Somos adictos a ciertos comportamientos, porque disparan dopamina y otras sustancias en nuestro cerebro, que provocan mucho placer, o sea, ciertas drogas que produce nuestro mismo cuerpo, y podemos hacernos adictos a disparar estos químicos y sensaciones para sentirnos bien, pero muchos de estos comportamientos pueden ser dañinos. Entonces, así es como funciona también ….usamos estos chupetes emocionales, que pueden ser los dispositivos, la comida, el sexo, las compras,…y todo aquello que nos produce algo placentero. Lo hacemos para evitar el dolor, el aburrimiento y el costo negativo de algo, y ganar un estado de bienestar…pero hay que aprender también a dejar ir esas necesidades y a aceptar las frustraciones, el aburrimiento, el dolor, y sentirlo, tragarlo….y así fue como decidimos escribir el libro y hacer intervenciones en las casas….

hay que aprender también a dejar ir esas necesidades y a aceptar las frustraciones, el aburrimiento, el dolor, y sentirlo, tragarlo…

- Sí, lo he visto…que vas a las casas y haces como Mary Kondo!!

Jaja, soy la "Mary Kondo” de las pantallas….y llego a las casas, porque es más fácil así.

- ¡Así que te veo dentro de poco en las pantallas!

Bueno, en esas andamos, …hay un proyecto pero ya no puedo decir más.

- Pues es una buenísima idea con la que vamos a empatizar todos, porque ¿ en qué casa no hace falta?

Se trata de llegar, proponer y poner orden en los dispositivos, porque a veces no se nos ocurre agarrar un libro porque no esta ahí, y lo primero que ves es el mando a distancia….y es hacer que los ambientes nos inviten a otras cosas, y vivir la casa con la problemática y acompañarlos en este proceso durante 21 días , que es más eficiente que estar en el consultorio. 

Así como hay "coach” del sueño, que te ayuda a dormir, hacemos estas intervenciones y ayudamos a las personas.

Sobre todo tengo esta misión y esta pasión en mi corazón por enseñarles a las nuevas generaciones de padres, y recordarles a las mías y hacia atrás, lo maravilloso que fue vivir una infancia sin dispositivos

Soltar las redes
Foto: Austin Distel

Sobre todo tengo esta misión y esta pasión en mi corazón por enseñarles a las nuevas generaciones de padres, y recordarles a las mías y hacia atrás, lo maravilloso que fue vivir una infancia sin dispositivos

Se nos ha olvidado que es posible, que lo pasamos maravillosamente jugando con nuestros amigos, entreteniéndonos con una maceta y un poco de agua,…escuchando música cuando éramos adolescentes, repitiendo el cassette una y otra vez con una canción, tumbados imaginando, sintiendo ,…o ir a tocar a la puerta del vecinito si podía salir, …la vida social era jugar con cualquier cosa que estuviera ahí, y era maravilloso pasar así la tarde, y claro que veíamos la tele, los sábados o los domingos, …pero nos sentábamos todos a ver el mismo programa, y estábamos atentos a la película. No estábamos en este entorno multipantalla, donde estás viendo la película y con el móvil, y no estás viendo la película ni nada…. 

Y eso lo tengo en mi corazón: esa responsabilidad de que somos la última generación viva que puede transmitir este conocimiento a las nuevas generaciones que ya nacieron y crecieron con un dispositivo. Si no lo hacemos nosotros, vamos a morir y no van a saber que se puede... Entonces, tengo esta misión de recordarle a nuestra generación y enseñarle a las nuevas generaciones, que es posible y que se vive maravillosamente bien

somos la última generación viva que podemos transmitir este conocimiento a las nuevas generaciones, que ya nacieron y crecieron con un dispositivo. Si no lo hacemos nosotros, vamos a morir y no van a saber que se puede...

- ¡Qué bonito! Te iba a preguntar precisamente en qué medida nos afecta como Sociedad y cuales son las consecuencias, pero ya me has contestado. Y otra de las preguntas, y motivo de preocupación para los que somos padres, es cómo está afectando esto a nuestros hijos; porque tengo la sensación de que esto puede ser como las mascarillas de los aviones, que en caso de emergencia te la tienes que poner tú antes de ponérsela a tu hijo, y esto nos cuesta mucho, pero igual ese sería el orden: ¿Debemos empezar nosotros y dar ejemplo?

Si quieres que tus hijos dejen el dispositivo primero tienes que dejarlo tú…porque tiene más impacto lo que se hace que lo que ese dice

Soltar las redes
Foto: Roberto Mevans

Exactamente, lo que pongo en el libro. Si quieres que tus hijos dejen el dispositivo primero tienes que dejarlo tú. Primero tiene que haber un análisis de conciencia; tienes que vivir el proceso, poner bajo control tu propio uso, y una vez que lo tengas bajo control, entonces comenzamos el método con la familia, porque tiene más impacto lo que se hace que lo que ese dice. Y esto me pasó a mi también: yo era super “montesoriana”: mis hijos no veían televisión, ni dispositivos ,…y me sentía super orgullosa de pregonar eso, y me ponía super estricta con mis hijos, pero yo sí estaba con el dispositivo todo el día: “ah, es que yo estoy trabajando”, o “es que yo estoy resolviendo…”, y realmente me movió mucho cuando me vi a mi misma con espejos retrovisores, y me dije “ la primera que tiene que poner orden en el uso soy yo, y luego voy a tener la autoridad moral para decirles a mis hijos cómo va a ser el uso de los dispositivos en esta casa”.  Así que primero nosotros y luego hacemos el plan. 

- Totalmente, y como psicóloga ¿cómo crees que puede estar afectando esto al desarrollo cerebral de niños y adolescentes? …porque tiene que tener consecuencias ¿no?

Hay muchas consecuencias físicas, cerebrales, emocionales, en comportamiento…. en todos los niveles

Ya están saliendo las primeras investigaciones de cómo ha modificado el comportamiento la generación que creció con los dispositivos, es decir que ya para la Secundaria tenían un dispositivo en la mano. 

Mira, internet se democratizó hace 10/15 años, lo cual quiere decir que cualquier persona más o menos de cualquier entorno, tiene acceso a un dispositivo inteligente y a internet, porque antes sólo se tenían en las oficinas o gente de mucho dinero. 

Esta generación que creció con los dispositivos en la mano, presenta más problemas de la vista, porque la vista necesita ser estimulada con la visión a lo lejos, y estamos teniendo un exceso de exposición a la luz de las pantallas, que además es cancerígena para nuestra piel; estamos teniendo más obesidad , y más con la pandemia, que los niños se calcula que subieron 1 kg por mes. También problemas en la mano: están saliendo unas bolas en los nudillos, problemas en el carpo, los nervios, los músculos, …los ortopedistas están teniendo que poner muñequeras, estamos teniendo, a nivel emocional, adultos con menos habilidades sociales, expuestos al “cyberbulling”, con menos tolerancia a la frustración, que lo quieren todo de inmediato, ….está habiendo trastornos dismórficos: adolescentes que están pidiendo a sus padres cirugías y cremas que les permitan parecerse a los filtros ….hay más internamientos por trastornos mentales, trastornos alimentarios, …todo esto se dispara, y yo pongo una tabla en mi libro, que es la primera vez que se publica esta tabla en un libro de divulgación, donde pone todos los problemas que produce y en qué minuto. 

Soltar las redes
Foto: Yuris Alhumaydy

Porque están también los problemas de insomnio: “vamping”, que es estar con el teléfono por la noche en la cama, distorsionando los niveles de melatonina, de descanso….son adolescentes y adultos que crecen con dependencia a las pastillas para dormir, por esa falta de orden en el uso de pantallas….

Y este tema se me hace muy adecuado para tu artículo, que es el famoso FOMO, (“Fear off missing out”), miedo de perderte algo importante, como que si no estás en las redes no existes...

Cuando decidí quitar el WhatsApp, y pedí que me mandaran un SMS, o que me llamaran, me dejaron de invitar a los cumpleaños y piñatas de mis hijos, porque la gente asumió que si yo no quería estar en WhatsApp es que no quería ser invitada a ningún lado . ¿Cómo tenemos esta percepción de que si no estamos en el WhatsApp es que no queremos socializar ? …simplemente no quería estar dependiendo de la comunicación por Wassapp que es tan demandante….y tan inmediato, con todo ese control 

- Te iba a comentar que hay todo un vocabulario que nombras en el libro, además de FOMO y Vamping,…como Phubbing, Sharenting,…

ya no podemos dejar que nuestro hijo haga unas gracias si no se las grabamos. No podemos dejar ir eso, confiar en nuestra memoria, vivir el momento

Sí, he puesto un glosario, porque yo misma cuando estaba haciendo investigaciones para escribir el libro, aprendí todo un nuevo lenguaje, y hay un término que yo acuñé que se llama “Documenting”, que es el miedo de no estar documentando constantemente todo lo que nos sucede; ya no podemos dejar que nuestro hijo haga unas gracias si no se las grabamos. No podemos dejar ir eso, confiar en nuestra memoria, vivir el momento, porque hay que estar documentando absolutamente cada momento de nuestra vida…

- Y hablas del “Sharenting”, que es algo que me hizo gracia …porque al final nuestro hijos son pequeños “Truman”, porque está todo documentado, como dices.

Qué buen punto, porque se ha descubierto en investigaciones que los niños, por ejemplo, si salen en un festival de canto y les grabas, y en este “Sharenting”, además de compartirlo, le enseñamos a nuestro hijo cómo estuvo, eso tiene serios efectos sobre su autoestima y su memoria, porque ellos tienen una película mental de su experiencia desde cómo vivieron el proceso, pero cuando tú se lo enseñas desde el otro lado, puede virar o cambiar su memoria de haberlo vivido en primera persona, y estamos modificando la experiencia sensorial natural de nuestros hijos.

estamos modificando la experiencia sensorial natural de nuestros hijos

Es como cuando tú vas a un lugar y te sientes fabulosa y alguien te toma una mala foto, y eso puede desplomar tu autoestima o tu alegría en ese momento ; y eso puede pasar con nuestros hijos, al estar constantemente grabando y mostrando lo que han hecho; debemos permitir que ellos tengan esta experiencia humana natural, sin la interferencia de las memorias del dispositivo. Está bien que les muestres el vídeo, tres semanas o un mes después de que tuvieron esa experiencia, pero no antes.

- Es increíble, hay un dato también que quita el sueño, como que el 48 % de los adultos miran el móvil en la cama, o sea que la mitad de los adultos tenemos problemas de sueño por esa causa… o que miramos el móvil unas 150 veces al día….

Sí, como promedio así es. Y es una de las experiencias sensoriales que se van limitando cuando hacemos el Detox, porque estás acostumbrado a mirar y sientes esa sensación de vacío al no tener el dispositivo…y hay que dejarlo ir

Algo también muy importante es esa necesidad que tenemos por el “me gusta” . Hemos puesto nuestra autoestima en el like: tantos likes tienes, tanto vales. Lo visible y presente que soy: ese es mi valor. 

Tenemos que aprender a vivir en una sola vida, que es la vida física, y la virtual está ahí para ofrecernos entretenimiento, diversión, conexión…

Soltar las redes
Foto: George Pagan

Tenemos que aprender a vivir en una sola vida, que es la vida física, y la virtual está ahí para ofrecernos entretenimiento, diversión, conexión,…pero está muy lejos de que realmente signifique que somos importantes para las otras personas. Hay personas muy importantes, que darían la vida por nosotros, y nunca nos ponen un like, porque a lo mejor no lo vieron, o porque el mismo sistema de algoritmos de Facebook o Instagram no les mostró esa foto, y nosotros vivimos con rencor porque esa persona no nos da atención en las redes, y debemos soltar esa necesidad, y poner nuestra autoestima por encima del juicio del me gusta. Hay que retomar y disfrutar la vida física, la que tenemos aquí presente….y lo otro dejarlo para entretenimiento, compartir, cotilleo…pero no va más allá del disfrute de una vida verdadera. 

- La verdad es que me ha impresionado lo que has dicho de que somos la última generación que hemos vivido libres de todo esto. Me ha puesto la carne de gallina ….

Pues con eso cierro mi libro, y lo pongo así literalmente: “si no les enseñamos alternativas de entretenimiento a nuestros niños, serán dependientes al 100% , lo que provocará, entre otras cosas, un déficit de activación de la imaginación. Es por eso que los beneficios del reto no serán solo para ti: ofreces un beneficio en lo que haces a tus hijos y sobrinos, porque podemos decir 1000 palabras, pero el ejemplo arrasa"

los beneficios del reto no serán solo para ti: ofreces un beneficio en lo que haces a tus hijos y sobrinos, porque podemos decir 1000 palabras, pero el ejemplo arrasa

- Me encanta….me encanta… Bueno, y uno de los problemas de cualquier adicción son las recaídas, ¿en qué medida se pueden evitar? ¿Cómo las manejas? ¿Lo has vivido tú misma ?

Así es. Las recaídas son normales, y ahora con la pandemia, estamos en un mundo que nos puso entre la espada y la pared, donde para que el mundo pueda seguir rodando, nos están obligando a estar conectados muchas horas. Esta “tecnofatiga” , esta “tecnoadicción”, “tecnoagotamiento”…porque el cerebro no está diseñado para estar en constante estímulo a través de una pantalla.

Estamos diseñados para tener una experiencia sensorial de 360°, con el olfato, con el tacto, con la visión natural, con el campo perceptivo de la otra persona…

 Estamos diseñados para tener una experiencia sensorial de 360°, con el olfato, con el tacto, con la visión natural, con el campo perceptivo de la otra persona….entonces al estar mucho tiempo en la pantalla, se hace mucho más sencillo pasar a las aplicaciones que no son laborales…porque ya que estás, abres rápido el correo, y contestas rápido, y entonces te acuerdas de que esa información la tenías en el WhatsApp, y lo abres, y ves un chat con 50 mensajes, …y cuando menos lo piensas ya te has pasado dos horas ahí, y ya no hiciste ejercicio, porque el estado de ánimo se va aplanando. Ya te enganchaste y ya cambió tu estado de ánimo, y se te va la oportunidad y empiezas a tener recaídas y a dejar de lado las actividades que habías retomado gracias al Detox

Por eso es importante volver a hacer el programa desde el día 1 y estar en esta lucha constante. Y no pretendemos hacer un uso perfecto: va a ser  un ensayo y error, pero lo más importante es que tenemos esa conciencia despierta, que tenemos el foco y esa luz prendida de notar cuándo estamos en una recaída y actuar a tiempo, y si antes perdías una semana cuando estabas en una recaída, ahora en dos días ya sabes que se te está yendo la mano y vuelves a hacer el plan desde donde lo necesites, y es una maravilla tener la conciencia despierta.

- Madre mía, entiendo que no es convertirse en un maniático, sino en llegar al punto medio, ¿no? No es volver atrás, porque la tecnología, como dices en el libro, es buena y está para quedarse, sino hacer un uso racional, pero ¿dónde esta la vara de medida? ¿Cómo podemos valorarla?…porque a lo mejor yo pienso que lo mío no es mucho y tu me puedes decir que estoy fatal…

Mira, yo siempre les digo a mis pacientes que tenemos que ser realistas; entonces, si para ti una hora y media al día en RRSS es demasiado, si lo comparo con sueños, anhelos o proyectos que dejo de lado porque no tengo la fuerza o la energía, entonces yo te pregunto: ¿ qué has dejado de lado? y tu me puedes decir que serías feliz si tuvieras 40 minutos al día para hacer una actividad física, para salir a caminar, o lo que sea….y entonces vamos a tomar de esa hora y media 40 minutos, y vemos si a ti te parece un buen tiempo, …y es tu recreo, tu tiempo de disfrute, de dispersión.. de ocio; y puedes elegir  entre ver Instagram, Facebook…o ver una serie de 40 minutos, …entonces lo vamos haciendo conforme sea poco o mucho para cada persona. 

Habrá adolescentes o adultos que pasan 4 o 6 horas diarias, y el objetivo inicial será liberar el tiempo para lo que quieran hacer: no se trata de liberar el tiempo para mirar al techo, sino ver lo que has dejado de lado: leer, hablar otro idioma….  Y ver cuánto tiempo te lleva, y liberar ese tiempo. Y a lo mejor alguien se queda viendo las RRSS dos horas al día, pero ya tenemos un gran avance porque las veía 4 horas al día. 

- Vale, entonces según cada caso…

Claro, porque cuando la persona siente el disfrute de retomar actividades a lo mejor quiere seguir avanzando y decide liberar otra hora, y cada uno lo hará a su ritmo. 

- Fenomenal. Y alguien que ahora mismo lea este artículo y quiera empezar ¿qué formas tiene? ¿Con el libro es suficiente? ¿ haces consultas online? Porque entiendo que las presenciales en las casas sólo funcionan si estas en Mexico DF…

Con el libro es suficiente. Tengo un grupo cerrado en Facebook que se llama “Detox digital”, donde nos intercambiamos “tips”; doy consultas online, y les pido siempre que antes se haya leído el libro y tratado de aplicarlo, y las consultas son más bien para desatascar en alguna parte del proceso …se apoyan de la pulsera, que se agotaron en la primera tanda, pero ya van a venir las segundas….. Y cuando estoy en un país puedo hacer una intervención en sus casas. Ahora con la pandemia no, pero con el libro es suficiente. 

Hay dos niveles de jugadores: el jugador intensivo, que es el que va a por todas las etapas de forma intensa, y el jugador básico, que es el que dice que va a adaptar el plan para su caso y empezar por ejemplo con los domingos,…que va a por una meta más corta pero igual de importante, y los queremos igual y les ayudamos igual, y me pueden ir escribiendo y diciendo las dudas….y como digo, las RRSS son para eso, para motivarnos, ayudarnos, para crecer, …y en el momento que sintamos que no están cumpliendo ese propósito, hay que dejar ir, como dices tú.

Soltar las redes
Foto: Raj Rana

- Sí, porque nos han traído cosas muy buenas también…y ahora mismo estamos hablando a no sé cuantos miles de km a través de una pantalla, y hay cosas maravillosas, pero el objetivo es conseguir manejar esto sin que nos maneje, ¿no?

Eso es; llegar a ser buenos ciudadanos digitales. Hay reglas de etiqueta: cómo salir de un chat, cómo hacer cuando te ponen un video de YouTube que no quieres ver , ….se trata de estar aquí y usar las redes para crecer, para apoyarnos y para conectarnos y por eso yo estoy en las RRSS, porque mi propuesta nunca va a ser salirnos de esta maravillosa tecnología, sino utilizarla a nuestro favor o a nuestra conveniencia, no al revés. 

se trata de estar aquí y usar las redes para crecer, para apoyarnos y para conectarnos y por eso yo estoy en las RRSS, porque mi propuesta nunca va a ser salirnos de esta maravillosa tecnología, sino utilizarla a nuestro favor o a nuestra conveniencia, no al revés

- Totalmente de acuerdo…., ¿y nos puedes hacer un resumen, o un breve avance, de en qué consiste el método y cuáles son los pasos ?

1.

Por supuesto. El paso número 1 es querer cambiar. Darte cuenta y tener una motivación de hacer algo más productivo con tu tiempo, y querer salir de ahí.

2.

El paso número 2 es leer el libro y motivarte con todas las historias de éxito, La motivación es muy importante, porque la vas a necesitar para el paso que sigue.

3.

La fase siguiente es la fase verde o la fase Detox, de Desintoxicación , y ahí es donde cada cual establece qué redes va a limitar y cuanto tiempo, y nos deshacemos una semana de esas redes, y eliminamos la red que te esté causando más problemas de los móviles. Si crees que no lo vas a lograr y te lo vas a descargar otra vez y abrirlo, buscamos a alguien de nuestra confianza y le pedimos que cambie nuestra clave. Yo lo he hecho muchas veces…. Y vamos a buscar todas las alternativas de comunicación a ese medio. No te vas a quedar incomunicado. Vas a tener un móvil Detox para las horas más delicadas, en las que normalmente tienes recaídas , y este teléfono sin Wassapp y sin RRSS, se lo vas a dar a las personas más cercanas. Yo tengo aquí mi teléfono Detox, en el que puedes ver que mi tiempo de uso es de 28 segundos en lo que va del día: aquí sólo tengo música, me pueden mandar mensajes SMS, pero no tengo email, no tengo nada…sólo mi app para correr y música. Este teléfono es el que yo uso para ir a todas partes. Y saben en mi familia, y mi personal, que aquí me pueden llamar o mandar un SMS si está sucediendo algo que yo tenga que atender inmediatamente. Si no, yo con esto voy a correr y ya no tengo que estar deteniéndome porque me llegó una notificación, y es el que uso para conducir y para todo. Y luego tengo el teléfono de trabajo, que es donde tengo mis RRSS, y lo uso en horas determinadas para verlo.

Soltar las redes
Foto: Bárbara Torres

- ¿Tienes un horario?

Sí, tengo un horario, porque en la fase Detox ponemos un horario para verlo, y te voy a explicar cómo chequear el chat del colegio de tus hijos, que se pone en trabajo, porque es trabajo de mamá, pero trabajo.

- jajaja…pues sí

Vas a determinar 30 minutos para ponerte al día de tus RRSS de manera lúdica, de ocio, …para ti; pero ahí no contestar emails ni nada de trabajo. Ahí es sólo para tu diversión. Yo en mi móvil tengo una carpeta donde entro cuando quiero socializar y entrar en mis redes. Lo vamos organizando por carpetas de uso, así que vas a tener tiempo de contestar redes y herramientas de trabajo y herramientas lúdicas, y vas a dividir ese tiempo para que tu cerebro pueda sentir que pasaste 30 minutos divirtiéndote , y que fue puro placer y no lo mezclaste con trabajo. Y cuando se trata de trabajar es puro trabajar, y si es necesario no vas a tener tus cuentas personales donde tienes las de trabajo, porque también se merma mucho por estar haciendo varias cosas al mismo tiempo. Todo eso lo hacemos en la fase verde. 

4.

Luego  viene la fase amarilla, que es la de “reconexión”, y en esta fase volvemos a descargar las aplicaciones, y los juegos , incluso a los que estés enganchado, y ponemos en la pulsera el color amarillo. Lo puedes hacer con o sin pulsera. Y es una semana en la que vamos a estar haciendo ciertas actividades que se pueden leer así muy raras, pero te ayudan a tener control. Entras al jueguito cinco minutos y te sales. Es para ir entrenando tu autocontrol. Entras a Facebook, no pones nada, ni likes ni nada…sólo miras y te sales unos minutos. …muchos ejercicios en los que te voy poniendo en diferentes formas de contacto con las RRSS. Y ahí ya vamos acercándonos a la fase en la que estás usando los dispositivos con tus tiempos, como te gustaría. Vamos ensayando esa semana cómo sería una vida balanceada, y si lo logras, pasamos a la fase azul.

5.

La fase azul es la fase de balance, y en esa semana ensayamos cómo sería una vida con el tiempo de los dispositivos ordenados. Si no tienes ningún fallo, felicidades porque cumpliste tus 21 días con un uso mucho más ordenado de tus dispositivos; pero si tienes una recaída y una día estuviste más tiempo de lo que pactaste, o hiciste algún tipo de trampa,…entonces vas a retirar todas las fichas, vas a cambiar la pulsera de mano, vas a volver a la fase Detox y mas a pasar 24 horas antes de pasar a la siguiente fase otra vez….

- ¿¿¿¿ Tienes que volver a la casilla de salida ????

Así es, por eso no conviene echarlo a perder, porque si no tienes que volver al principio de la carrera. Por eso esto se llama dispositivo de compromiso. Es una técnica psicológica que te permite comprometerte, perder miedo a la pérdida, reconocer los avances, etc…

Resumiendo, este es el método.

- Claro, ¿y decías que ya has agotado las pulseras?

Si, ahora viene la segunda tanda de pulseras y es reutilizable, porque la usamos para otros programas. 

- ¡Me encanta !¿ Y cuales son tus planes próximos?

Pues tengo algunas propuestas para llevar a la pantalla la técnica, también otra para un tercer libro con la misma editorial Grijalbo, y a corto plazo esas son mis metas, que son muy grandes….pero mi meta principal es sobrevivir al Covid!!

- Al Covid y a todo lo que trae alrededor, que no sé si es peor que el Covid…ahí lo dejo 😉

Jaja, así es… llegar con toda mi familia con las menores pérdidas y problemas  emocionales posibles.

Y tengo esta meta de seguir ayudando a las personas. Estoy muy enamorada de este libro y del potencial que tiene para ayudar a las personas.

- Yo le veo mucho recorrido, y además es algo que ha llegado en el momento justo, y que realmente no hay tanto sobre el tema, porque estuve investigando y encontré bastante sobre minimalismo digital como para dejarlo radicalmente, en plan ermitaño que deja la tecnología, y es muy extremo….pero algo así, que te ayude a convivir y mejorar tu relación con la tecnología, no lo he encontrado…

Mira, es que yo espero un día poder llegar a los restaurantes y que tengan “zonas santuario”, como he puesto, y quiero estar en un lugar donde haya áreas de celulares, igual que hay áreas de fumar y no fumar. Y poder estar sin ruidos, sin televisión, y poder entablar una conversación sin interrupciones.

Por ejemplo en España ya me invitaron a establecer zonas santuario en algunos hospitales infantiles, para no tener la televisión ahí, sino tener unos Legos, o algo que, mientras estés esperando media hora, puedas hacer una actividad donde la gente no esté clavada ….

Soltar las redes
Foto: Kayla Farmer

Mi sueño es que podamos aspirar a un mundo con opción de estar sin pantallas y que retomemos lo más importante. Si algo nos vino la pandemia a restregar en la cara literalmente, es que el contacto humano jamás se va a sustituir con una pantalla. 

Si algo nos vino la pandemia a restregar en la cara literalmente, es que el contacto humano jamás se va a sustituir con una pantalla

Entonces, no es estar fisicamente: es estar presentes y estar disponibles, con la atención y la mirada disponible para quien tenemos en frente. Para mi es un sueño tener las zonas santuario en los vagones del tren, donde tú puedes elegir ir con dispositivos, o ir leyendo un libro, o hablando, o en silencio.

- Sí…o simplemente mirando por la ventana, que no lo hace nadie ya…de hecho lo comentaba hace poco, que en el AVE, si aterrizara una nave espacial y empezaran a salir extraterrestres a nuestro lado, no nos enteraríamos!! , porque estamos todos empantanados:  unos viendo la peli que te ponen, otros con el portátil trabajando, otros con el móvil…y realmente nadie se daría cuenta si aterrizara un OVNI!! No lo veríamos !!!

Cierto…, pues el objetivo es llegar al punto de equilibrio, y para llegar a él tenemos que tener los espacios físicos disponibles para poder hacerlo, y esto yo se lo entrego a la gente, y que me digan a mi cómo usan el método , y qué se les ocurrió  y dónde van a poner su zona santuario y su zona de conexión; que la gente me diga a mi cómo se puede usar la pulsera de más maneras, y qué retos se les ocurrieron personalizados …y que haya cumpleaños libres de dispositivos, donde no va a haber pantallas, ni de las mamás ni de nadie…y comidas con amigos ….pero la gente tiene la respuesta. 

Yo esto lo dejo ir y que ruede y crezca en manos de las personas que están motivadas por tener un mundo mejor. 

el objetivo es llegar al punto de equilibrio, y para llegar a él tenemos que tener los espacios físicos disponibles para poder hacerlo

- Pues muchísimas gracias Olga. Me encanta. Y yo creo que va a ir genial, porque es un proyecto muy bien pensado y ejecutado. Es práctico y tiene una filosofía detrás, …y tiene algo altruista. Vamos, que está redondo. Enhorabuena.

Pues que Dios te oiga y muchas gracias por el espacio y estamos en contacto, …y muchos saludos a mi segunda patria, España, que amo.

- Muchas gracias Olga. Te esperamos;)  Bueno, voy un momento a tirar el movil por la ventana y ya si eso vuelvo a acabar el artículo…


Si te ha gustado este artículo sobre desintoxicación digital, te recomendamos:

Soltar las redes

Detox Digital

Soltar las redes

Diez razones para borrar tus redes sociales de inmediato

Soltar las redes

Superficiales: ¿Qué está haciendo Internet con nuestras mentes?

Compartir en